Método Rhinomer Baby:

Dos pasos para despejar la naricita de tu bebé.

Si tu bebé tiene menos de 6 meses, debes saber que puede tener dificultades para respirar por la boca, y cuando tiene un resfriado o moquitos, le cuesta mucho. Por eso, es muy importante cuidar su nariz y procurar que tenga siempre las fosas nasales bien limpias.

Con el Método Rhinomer ayudarás a tu bebé a mantener las fosas nasales despejadas para que pueda respirar con total normalidad. Es un método muy sencillo que consta de dos pasos:

Lavado nasal.

Utiliza Rhinomer Baby Extra suave o Rhinomer Baby Monodosis para limpiar sus fosas nasales.

Aspiración de la
mucosidad.
Rhinomer Baby Aspirador Nasal

Aspira suavemente sus moquitos con Rhinomer Baby Aspirador Nasal para una perfecta limpieza.

Los mejores momentos para limpiar la nariz de tu bebé son:
  • Antes de darle de comer, para facilitarle la ingesta.
  • Antes de acostarle por la noche, para que descanse mejor.
CPSP14003CAT